martes, 3 de marzo de 2009

LA FLUORESCENCIA

Bueno, hay va un artículo que hace referencia a una curiosidad puramente científica y, es que el otro día, de fiesta con unos amigos, nos surgió la duda de el por que del brillo fluorescente de tantas y tantas camisetas que como las nuestras, se asfixiaban en la atmósfera de desenfreno y despilfarro en que se ha convertido hoy día, el cortejo del homínido “bobo”, "Homo sapiens sapiens".

¿Por qué destacan tanto los colores fluorescentes del resto de tonalidades “colorimétricas”? ¿Los colores fluorescentes generan su propia luz?
Bueno, respecto a la segunda pregunta, diremos que si, que cualquier objeto que posea colores fluorescentes, lleva un producto químico que toma la radiación invisible, ultravioleta, de la luz diurna o nocturna y la convierte en luz visible del mismo color que el objeto. De este modo, el objeto no solo está reflejando su cantidad normal de luz coloreada, sino que también está emitiendo luz de su mismo color y que ha sido transformada por éste producto químico que anteriormente hemos añadido, desde luz ultravioleta (invisible para el ojo humano) hasta luz contenida en el espectro visible para el ojo humano, osea, hasta un color que nosotros podemos distinguir y que es el mismo que el del objeto en cuestión.


Con lo dicho en el párrafo anterior, hemos contestado a la segunda pregunta y, todavía tenemos en el aire la contestación de la primera. La respuesta a la primera cuestión es, que los colores fluorescentes destacan tanto del resto de colores porque en ellos y a través de los pigmentos fotosintéticos que nosotros hemos creado industrialmente (la sustancia química de la que antes hemos hablado) y que hemos añadido a todo tipo de objetos o prendas, estamos produciendo "fluorescencia", un proceso natural por el que ciertos tipos de moléculas absorben radiación de una energía y la reemiten como radiación de otra energía más baja, o de mayor longitud de onda.
Las moléculas que se encuentran en el pigmento que artificialmente hemos añadido, están absorbiendo radiación ultravioleta, un tipo de radiación de onda corta que el ojo humano no puede ver, y la reemiten como luz de mayor longitud de onda que el ojo humano sí que puede ver. La radiación, por tanto, está siendo desplazada del espectro invisible para el ojo humano al espectro visible de éste.

El “como” realizan los pigmentos éste “trasbase” lo “deshilacharemos” el próximo día, no quiero que la fluorescencia se nos atragante en el medio de la “carretera” y se produzca un accidente innecesario.

Un saludo.

¡Sígueme en Twiter!

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails